Pantalones chupitos

Finalmente me quebré. Tras mostrar una reticencia casi heroica durante varios años y ser un ferviente activista de la resistencia opositora a dicha corriente, no pude soportar más la presión social y tuve que ceder: el mes pasado, me compré unos pantalones chupitos... ya saben, esa prenda tan de moda ahora que básicamente se distingue por privarte de cualquier libertad de pose o movimiento y que encuentra su inspiración en los pantalones de charro (me imagino; en realidad no tengo ni una jodida idea de en donde puede encontrar inspiración esta gente que altaneramente se hace llamar fashion designer y que en realidad deberían ser conocidos como discomfort providers) pero saben a que me refiero, a ese pantalón estrecho de arriba, estrecho de abajo o como le llamaban en mis tiempos: "entubado" lo cual es bastante preciso, porque cualquiera que se lo pone parece que lo entubaron, como a una congelada o una salchicha frankfurt.
Oh fuck...
El caso es que me compré un par. 
No avanzaré más sin antes darle crédito a la persona que acuñó el tan agraciado termino "Pantalón Chupito" que aun ausente de cualquier contexto se explica a la perfección.  Esta mente iluminada, en su precisa y acertada abstracción logró contextualizar toda una tendencia destilando su sinsentido. Ella es Mora Diez. Aquí una referencia fotográfica:

No tengo autorización para usar esta imagen, pero si ustedes no rajan yo tampoco. Y si los dioses del copyright llegan a derribar mi puerta. Mi defensa estará basada en el estatuto de Roma, lo que sea que eso signifique. 
Mora es 3 años menor que yo, así que no puedo decir que es "de mi generación". Ella es más bien contemporánea de la pioja. Ambas son Diseñadoras de la Comunicación Gráfica (sic), o al menos eso es lo que diría su titulo si se hubieran tomado la molestia de tramitarlo. El caso es que ambas chicas comparten referentes temporales y estéticos, y ahora ambas han coincidido en el esperpéntico mundo de la publicidad donde la forma es el fondo y la apariencia es EL TODO.  Y yo he sido testigo de como han batallado en este proceso de adaptación, al migrar de la manera como vestían "en su juventud" a como deben vestirse ahora, que conviven con otros seres "en su juventud". Mi respeto va para las dos, pero por el momento el reconocimiento semiotico es para Morita por su increíble precisión lingüística.
El caso es que estos pantalones ochenteros están de vuelta y hay en toooodas las variantes, desde los coloridos apretados, pasando por los zancones sin calcetín hasta los medianalgueros adrede.
Mora dice que es inevitable que estos pantalones se te bajen, exponiendo la famosísima "sonrisa del plomero". (Hay un plomero trabajando justo en este instante en mi casa, y yo no lo veo sonriendo... pero en fin). El asunto es que hay gente que a propósito usa el pantalón debajo de la nalga, y yo no los voy a juzgar, más adelante explicaré el porqué.
El caso es, que ahora yo, sin tener que encajar en ningún ámbito opresivo, (ya que vivo básicamente como un ermitaño con wifi) he comprado unos pantalones chupitos para ser solidario con la pioja, y los he usado, y tengo una serie de observaciones al respecto:

1) A menos que uses los pantalones a media nalga, es básicamente imposible usar boxers con esta prenda. (Ahora entiendo) Todo se aprieta y se hace bolas y se enreda y etc. ¿qué clase de ropa interior están usando los varones jóvenes de ahora? adivinando de manera gratuita, yo diría que tangas... o trusas ceñidísimas... ¿Realmente queremos vivir en un mundo poblado por strippers en potencia? 
Lo cual me lleva a mi siguiente punto

2) Lo apretado del atuendo seguramente debe tener algún efecto en la eficacia reproductiva de dichos jóvenes. Es decir: el huevo apretado no da pollo. Lo cual no es algo negativo. ¿Quién quiere que esta gente se reproduzca? ¿si esta es la alternativa, realmente deseamos la continuidad de la especie humana?

3) Si la tendencia actual continúa y los pantalones se siguen haciendo más cortos y coloridos, es sólo cuestión de tiempo para que los hot pants para hombre tengan su regreso triunfal y la aceptación masiva que nunca gozaron. Lo cual confirma el punto 2, que bueno que no habrá nuevos humanos atestiguando dicha época.

4) Si la moda es cíclica, y así como regresaron los pantalones entubados, algún día regresaran los pantalones acampanados, ¿Debo o no deshacerme de los pantalones de mi difunto padre? He visto que los parachute pants onda MC Hammer también vienen de vuelta, pero esos si los tire... bueno no, los usé hasta que se gastaron, los remendé y los seguí usando hasta que eventualmente se desintegraron, pero esa es otra historia.

Los pantalones que compré no son nada radicales: no son rojos ni amarillos ni nada así. Son unos típicos chinos Levi´s color verde militar con la particularidad de que son entubados. Son una talla mas grande que la que uso porque las piernas nomas no entraban. (es el problema de correr). No se me ve el cambio cuando estoy parado, pero si el celular, aunque los bolsillos tienen varios compartimentos para que las monedas no se salgan y el teléfono no ande bailoteando por todos lados. No son tan terribles, y como los compré deliberadamente más grandes, no son terriblemente incomodos, no son cómodos tampoco, pero hay peores alternativas. (una corona de espinas por ejemplo, sería una prenda más incomoda)
No se si es que ya estoy viejo y ahora todo me parece muy rápido, o que la cultura se ha hiperacelerado o qué, pero ahora en un parpadeo una prenda pasa de ser ridícula, a avant-garde, a genial, a común, a pasada de moda y a ridícula de nuevo antes de que la leche del refri caduque. Si compras ropa a crédito, esta deja de estar de moda antes de que siquiera acabes de pagarla.  Y para lo que cuesta la ropa ahora, muchas veces sólo se puede comprar a crédito.
Todo va en sentido contrario a la lógica, la tendencia debería ser que lo que uno usa para dormir sea lo socialmente aceptado para usar en el trabajo, como Jeff Bridges en The Big Lebowski, ese es un futuro que si esperaría con ansias. We can to move on up then



Esta moda super incomoda e hiper producida nomas no me va... aunque mis pantalones nuevos si están padres... lo tengo que reconocer... hacen lucir mis calcetines de rico.... incómodamente...  

Comentarios

Anónimo dijo…
Es que mora es un gran creativo de agencia publicitaria, no se puede esperar nada menos que copys geniales. De los pantalones, nos dan pretexto para reirnos y buscar entre la gente el pantalon mas apretado, asi que no esta mal.
J.
JL dijo…
No sé qué me tiene más sin habla, el no haberlo visto en su momento con pantalones de MC Flamer, o que se haya atrevido a comprar pantalones de chavo en esta etapa de su vida. Cuando menos estoy a tiempo para no perderme esta segunda oportunidad, jajajajaja. Saludos.
Juan Evers dijo…
Creo que hay fotos de esos pantalones... pero vaya usted a saber
Saludos de vuelta!

Entradas más populares de este blog

Sunlit Youth

Los hombres somos idiotas

1996: el año en que la música existió.