#comoeducasatushijos o una dosis extrema de pesimismo

Como siempre, me enteré muy tarde del entretenidísimo #lordmelapelas.
Seguro ya todos vieron los videos, siguieron la noticia y están al tanto de todos los pormenores. Yo sólo vi los videos, y entendí de la situación que el hijo de alguien, sintiendose por encima de todo y de todos, hizo despliegue del comportamiento y status, que desde nacido, sus padres le han conferido, permitido, transmitido, inculcado. 
También encontré poco sorprendente la obediencia ciega de su séquito de guaruras, que arriesgando su libertad, su integridad física, su imagen pública, acudieron incondicionalmente a complacer los deseos revanchistas de monseñor melapelas. Después de todo, los sicarios de la droga tienen el mismo espíritu complaciente e incondicional, y no es que sean agentes importados de Suecia o Rusia, son mexicanísimos, y esa amoralidad está sembrada en nuestro ADN. Todas estas frases como "el que no tranza no avanza" o "primero chingar a que me chinguen" que todas las madres y padres mexicanos repiten en lo público o en lo privado, salen a relucir en el comportamiento de lo que, tristemente es, la mayoría de los mexicanos.
Si, la clase política es una minoría, los favorecidos por las fortunas familiares o los negocios turbios son otra minoría, pero los policías, judiciales, soldados, guardaespaldas, sicarios, ladrones de a pie, etc, de ninguna manera son un numero pequeño, es estúpido sostener que esas filas de convocados por la corrupción son una minoría. Mínimo es 50-50. 
Aceptémoslo, todo está perdido... Porque al mexicano no sólo le encanta el camino fácil , la tranza sencilla,  la fortuna inexplicable, sino que le molesta que le señales que no está haciendo lo correcto, se pone violento, se indigna, no hay una pizca de decencia en su ser, y si no me creen, nada más llámenle la atención a alguien que se mete en una fila o tira basura en la calle, a ver si no acaban con un ojo morado.
La gente honesta, que piensa que el trabajo duro es el camino correcto, que viaje 3 horas de Ecatepec a Polanco para trabajar por un salario mínimo es la minoría, no se engañe. A lo mejor no delinquen por temor a dios o a la virgencita  o porque piensan que la fortuna le va a llegar por otro lado, pero todos tenemos esa latencia hacia lo oscuro. Es nuestra educación, nuestra herencia ideológica, nuestro origen.
Parte el corazón cuando descubres que todos piensan que el chapo es un héroe, escuchan sus narco-corridos soñando que algún día el angel de la corrupción los bendiga con una mochadita, y se les olvida como es que consiguió todo ese dinero para construir la iglesita del pueblo o invitarles a comer a todos en mazatlán. No piensan en toda la gente que mató, despojó, desapareció, eso es sólo una nota al pie, un colofón insignificante, lo importante es que tiene dinero y si lo agarras de buenas es generoso. Es una historia de éxito mexicano.
Yo no voy a ver un México mejor, y no se engañen, ustedes tampoco... Si hacen bien su trabajo como padres, y educan correctamente a sus hijos, con suerte sus nietos podrán ser testigos de algo cercano a la decencia, pero de nuevo, lo dudo, porque somos minoría, y si no los hacen gandallas, van a ser pisoteados toda su vida por los que si son basura, que son más, y no tienen trabas morales.
A lo mejor todo se fue a la goma con esa generación pachuliesca-new-age que acuñó esta frase estúpida de "yo voy a ser amigo de mi hijo".... carajo, tu hijo no necesita un amigo, necesita alguien que le enseñe a distinguir lo decente de lo indecente, que lo guíe y lo corrija, una figura de autoridad, no un compadre... en fin...
A lo mejor si los Miled hubieran optado por esa estrategia, no tendríamos un #lordmelapelas, y aunque desde la perspectiva del entretenimiento sufriríamos una perdida, porque no tendríamos todos esos jocosos videos,   estaríamos un milímetro más cerca de tener un mejor país.... pero no fue así... y no va a ser así... 
Piensen en sus hijos y como los están educando... ¿cuántos de ustedes van a optar por ser los villanos por el bien de sus hijos? ¡Ah verdad! mejor pasenle de nuevo el ipad y tan-tan, así ya no va a dar lata.



Comentarios

flspectro dijo…
¡Mádrex! El post definitivo para explicar la realidad mexicana. Un brillante análisis que va a ser respondido puntualmente por un "cómo se ve que no eres padre" o en su defecto: "a TUS hijos los educas como TU quieras".

Entradas más populares de este blog

Sunlit Youth

Los hombres somos idiotas

1996: el año en que la música existió.